El lémur Catta o lémur de cola anillada es la única especie dentro del género monotípico Lemur y, al igual que otros lémures, se encuentra únicamente en Madagascar. Se le conoce localmente como hira o maky y habita en los bosques de ribera y matorral espinoso de las regiones del sur de la Isla. 

Especie

L. catta

Orden

Primates

Familia

Lemuridae

Peligro de Extinción

Bajo riesgo (casi amenazada)

Características

Características:

Es un animal omnívoro y el más terrestre de los lémures; de comportamiento diurno se mantiene activo exclusivamente durante las horas con luz del día.

Pasa un 33% de su tiempo en tierra, lo que lo convierte en el más terrestre de todos los lémures.

Es una especie muy social que vive en grupos de hasta treinta individuos en los que se manifiesta el dominio social de las hembras, comportamiento común entre los lémures. Para conservar el calor y reforzar los vínculos sociales los grupos se acurrucan juntos, formando una «bola de lémures»; les gusta tomar el sol sentándose erguidos con la parte ventral, de piel blanca y más delgada, hacia el Sol.

El tamaño de los grupos, su área de acción y la densidad de población varía en función de la región y de la disponibilidad de comida. Los grupos por lo general están compuestos por entre seis y veinticinco individuos, aunque se han registrado grupos con más de treinta y la media es de trece a quince individuos.

Costumbres, alimentación y hábitat:

Costumbres, alimentación y hábitat:

Su ámbito territorial o área de acción varía entre 6 y 35 hectáreas. Los grupos pueden mantener un territorio pero es habitual la superposición de los mismos. Cuando se producen encuentros en la naturaleza generalmente son hostiles. Un grupo ocupará por lo general la misma zona de su territorio durante tres o cuatro días antes de trasladarse.

Como en el caso de la mayor parte de lémures las hembras dominan socialmente a los machos en todas las situaciones, incluso en la prioridad a la hora de alimentarse. El dominio se hace valer embistiendo, persiguiendo, abofeteando, agarrando y mordiendo.

Las hembras jóvenes no siempre heredan el rango de su madre y los machos jóvenes abandonan el grupo entre los tres y los cinco años de edad.

Costumbres:

Al igual que con otros lémures, el sentido del olfato es particularmente importante para ellos y marca el territorio con sus glándulas odoríferas.

Los machos tienen un comportamiento único de marcaje oloroso denominado «marcado de espolón» y participan en una especie de «luchas apestosas» frotándose la cola con sus glándulas de olor de las muñecas y luego azotándola hacia los machos oponentes.

Curiosidades

Curiosidades:

Es uno de los primates más vocales utilizando numerosas vocalizaciones como llamadas de cohesión de grupo y de alarma.

Se ha demostrado experimentalmente que estos lémures a pesar de no contar con un cerebro de gran tamaño (en comparación con los primates simiformes) pueden organizar secuencias, comprender operaciones aritméticas básicas y seleccionar preferentemente instrumentos basándose en sus propiedades funcionales.